La norma de los tres regalos: consejos para evitar el síndrome del niño hiperregalado

Activa tu cerebro

Seguro que a estas alturas del año estás atareado completando la lista de regalos de tus hijos. Y entre los que reciben de ti, de los abuelos y otros familiares, cada año que pasa hay más cajas bajo el árbol de Navidad. donde acaba escondido un alto porcentaje de esos regalos? ¿Juegan con todos? ¿Realmente es necesario comprar tantas cosas a los hijos cuando llega la Navidad?

A continuación, presentamos la Regla de los Tres Dones, una forma de evitar el síndrome de hiperregularidad infantil y cultivar las bendiciones de los más pequeños del hogar los consumidores reaccionan.

Índice
  1. Lo quiero todo, papi
  2. La regla de los tres regalos
  3. Niños y consumo reacciona

Lo quiero todo, papi

La regla de los tres regalos
Una niña abre un regalo - Fuente: Unsplash

Cada año por estas fechas se repite el ritual: miles de padres y madres recurren los centros comerciales a la caza y captura de los regalos de los hijos: un Pokémon por aquí, una consola por allá, y que no se nos olviden esas zapatillas con luces, que sus compis Zoe y Chloe ya las tienen. Pero hay que ponerse de acuerdo con los abuelos, que ellos también tienen. vaya a ser que termine con seis pares de zapatillas luminosas.

Y cuando llega el gran momento, en las mañanas de Navidad y de Reyes, todos a grabar con el móvil el gesto de ilusión de los peques, who open their gifts. Y acto seguido al contendiente de cartón Hay decenas de cajas y cajas y cajas de regalos navideños de padres y abuelos, de Papa Noel y los Reyes Magos.

Todos los padres sospechan que esta costumbre de apabullar a los niños con regalos no induce a nada buenopero seguimos erre que erre, no vaya a ser que nuestro hijo no tenga una "infancia feliz". Esta paradójica relación entre ilusión, felicidad, neuromárketing y voracidad consumista nos pone a prueba cada Navidad.

Porque los niños son un objetivo prioritario de las estrategias comerciales, especialmente en fiestas, dada su capacidad para influenza en los hábitos compra de sus padres. Pero, ¿y si hubiera una forma de mantener la ilusión de nuestros hijos sin anestesiarlos con toneladas de regalos?

Artículo Recomendado:  8 Ricos alimentos y vitamina B12

La regla de los tres regalos puede ser una alternativa practica para sobrevivir a la Navidad sin convertir a los niños en Materialistas insaciables.

Porque los niños, como los mayores, también segregan dopamina Cada vez que reciben un regalo, se activa su circuito de recompensa: it la razón de esa impetuosa sobre excitación de las mañanas de Navidad o de Reyes. Pero el éxtasis dopaminérgico dura poco y, por eso, no tardan en pedir nuevos regalos, olvidando en un rincón Buena parte de los que acaban de recibir.

La regla de los tres regalos

La regla de los tres regalos
Varios estantes de Navidad - Fuente: Unsplash

De entre toda la lista que el niño ha elaborado para ser entregada a Pápá Noel ya los Reyes Magos debemos hacer una caresa selección. Al fin y al cabo, ellos saben que tanto los Reyes como Papa Noel tienen sus limitaciones: ni los camellos ni el carro de los renos tienen una capacidad infinita. Hay que elegir. Y la regla de los tres regalos nos puede ayudar para hacer esta selección.

En Primer Lugar, Podemos Escoger un regalo que puedan usarAunque no son los regalos más ilusionantes, a largo plazo son los que más exito tienen. Vienen a ser como los calzoncillos de los que mayores: no sea es el regalo de nuestros sueños, pero les vamos a dar uso.

En segundo lugar, podemos apostar por un regalo enfocado a la lecturaEn nuestro mundo de pantallas, un libro orientado a su edad para poner a prueba su capacidad lectora siempre será bienvenido.

Y finalmente el tercer regalo: it present que despierta la ilusión del niñoPorque todos grabamos la sensacion de encontrarnos tras el papel de regalo con ese juguete deesado: son recuerdos inolvidables que nos trasladan a la infancia.

Niños y consumo reacciona

La regla de los tres regalos
Regalos en un árbol de Navidad – Fuente: Unsplash

Los regalos familiares asociados a las fiestas son costumbres milenarias comunes a todas las culturas. No hay algo que haya inventado ni la Navidad, ni el Cortes Inglés ni el neuromarketing. Regal es un acto de afecto y cariñoMás allá del objeto, lo importante es el hecho, el acto de regalar.

Artículo Recomendado:  Nueve cosas que no deribes hacer en una cena de empresa

Para un niño, es lógico, el objeto sí tiene más relevancia ya que el juego es una parte muy importante de su rutina y la mayor parte de los regalos están orientados al juego. en nuestra mano está recuperando el sentido original del acto de regalarsin convertir las fiestas y las reuniones familiares en un (soporífero) episodio más de consumismo febril.

Los peligros de esta tendencia más que asentada en nuestra cultura son evidentes. A hipper-royal child - al igual que un adulto, who is entregado al consumismo, en sus fútliples facetas - se puede convertir en un individuo con Baja Tolerancia a la Frustración, con Incapacidad Para Fantasy y La Imaginación y con altas dosis de sobreestimulaciónPorque no, la felicidad no es sinónimo de Cantidad ni de sonrisa perpetua, tampoco en nuestros niños.

La regla de los tres regalos
Un niño habla con Papa Noel – Fuente: Unsplash

Da que, como sabemos, no hay limite en el deseo: siempre se quiere más. Un niño que recibe diez regalos en una Navidad será once o doce a la siguiente. Ya no será una cuistão de que quiere, sino de cuánto quiere. estudios"El tejido de la niñez se está erosionando con niños que sufren severas deficiencias físicas, emocionales y sociales que están directamente relacionadas con el consumismo.".

La educación y la formación de un niño son asuntos delicados, ya que depende de cada caso y de cada contexto: una misma formula que se prevé positiva puede no serlo tanto con tu hijo porque, al fin y al cabo, nadie conoce a tu hijo mejor que tú.

Pero, de cualquier forma, educar a nuestros hijos de pequeños en el consumo responsive fomentando su capacidad critica Les ayudará a afrontar un futuro incierto marcado por la crisis de la cultura del consumo, el debate sobre la sostenibilidad y la controvertida relación entre el mito del crecimiento económico infinito y la finitud de nuestro pueblo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

https://cdn.megakontraktor.co.id/

Situs Bandar

Situs Togel Terpercaya

Togel Online Hadiah 4D 10 Juta

Bandar Togel

Togel Online

Togel Toto Macau