Salud de tu cerebro

¿Se pueden comer los plátanos antes del ejercicio?

Ese Plátano Este es uno de los bocadillos previos al entrenamiento más populares.

No solo son portátiles, versátiles y sabrosos, sino que también son ricos en carbohidratos y fáciles de digerir.

También son muy nutritivos y, debido a su contenido de nutrientes importantes (como el potasio), pueden proporcionar otros beneficios para el rendimiento físico.

Este artículo te dirá si debes comer un plátano antes de tu próximo ejercicio.

Plátanos: ricos en carbohidratos

Los plátanos, como otras frutas, son una buena fuente de carbohidratos. Un plátano de tamaño mediano contiene alrededor de 27 gramos de carbohidratos ().

Los carbohidratos se descomponen en glucosa (azúcar) o se convierten en glucosa, que es la principal fuente de combustible de su cuerpo.

La ingesta de carbohidratos puede aumentar las reservas de glucógeno, una forma de glucosa que se almacena en los músculos y el hígado y se utiliza como fuente de energía en muchos deportes ().

El consumo de carbohidratos antes de un entrenamiento es especialmente beneficioso durante los entrenamientos más largos, como andar en bicicleta o trotar, ya que puede ralentizar el tiempo que le toma a su cuerpo almacenar glucógeno y mejorar el rendimiento ().

Un estudio de 11 personas encontró que consumir carbohidratos durante 15 minutos puede mejorar la resistencia y aumentar el tiempo de fatiga hasta en un 13% ().

Sin embargo, debido a su contenido relativamente alto de carbohidratos, los plátanos pueden no ser un buen refrigerio antes del entrenamiento para personas con bajos o bajos carbohidratos.

Resumir

Los plátanos son relativamente ricos en carbohidratos, lo que puede aumentar las reservas de glucógeno y proporcionar energía al cuerpo antes de un entrenamiento.

Una fuente de energía de fácil digestión.

Además de tener un alto contenido de carbohidratos en cada porción, algunos de los carbohidratos de los plátanos son fibra.

La fibra puede ayudar a ralentizar la absorción de azúcar en el torrente sanguíneo y garantizar un flujo constante de glucosa a sus células, lo que ayudará a acelerar su entrenamiento (,).

Los plátanos maduros también son ricos en carbohidratos simples y bajos en grasas, lo que los hace más grandes que muchos otros alimentos ().

De hecho, los plátanos suelen recomendarse para personas con problemas digestivos como náuseas, vómitos o diarrea (,).

Por esta razón, los plátanos pueden ser una gran opción, ya que pueden mantener tu cuerpo con energía de forma permanente sin molestarte ni causar malestar estomacal.

abstracto

Los plátanos contienen fibra, que ralentiza la absorción de azúcar en la sangre. También son ricos en carbohidratos simples y bajos en grasas, lo que los hace más fáciles de absorber para la mayoría de las personas.

Plátanos: ricos en potasio

Los plátanos son muy buenos, proporcionando alrededor del 10-14% de la cantidad diaria recomendada de este nutriente en un plátano de tamaño mediano (,).

El potasio es un mineral esencial que puede regular la presión arterial, apoyar la función nerviosa y controlar el equilibrio hídrico ().

También ayuda a mantener la salud y la contracción de los músculos ().

De hecho, los niveles bajos de potasio, caracterizados por contracciones musculares repentinas y dolorosas, pueden ser la causa.

Dado que el cuerpo excreta el potasio a través del sudor, es importante que las personas físicamente activas consuman mucho potasio y que las bebidas puedan reponer las reservas de electrolitos (,).

Un estudio de 230 mujeres encontró que los pacientes con calambres musculares generalmente consumían menos potasio ().

Comer un plátano antes de un entrenamiento puede ayudarlo a satisfacer sus necesidades de potasio, lo que mejora la función muscular y previene los calambres.

Resumir

Los plátanos tienen un alto contenido de potasio, un mineral esencial que contribuye a la contracción muscular. Los niveles bajos de potasio también pueden causar calambres musculares.

Línea de fondo

Los plátanos son ricos en nutrientes como carbohidratos y potasio, que son importantes para el rendimiento físico y el crecimiento muscular.

También son fáciles de digerir y pueden ralentizar la absorción de azúcar en el torrente sanguíneo, lo que hace que los plátanos sean una excelente opción para un refrigerio antes del entrenamiento.

Disfruta los plátanos solos o mézclalos con una buena fuente de proteínas (como yogur o mantequilla de maní) para un refrigerio fácil antes del entrenamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba